Habrá más Bertas

La madrugada del jueves, la líder indígena y defensora de los derechos de la comunidad Ienca, Berta Cáceres, era asesinada en su propia casa por un asaltante que quiso acallar su lucha contra las empresas transnacionales que abusaban de las tierras hondureñas y destruían el medio ambiente.

Las continuas amenazas que sufría no habían conseguido silenciar su pelea.  Fue dirigente del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), desde donde consiguió expulsar a la mayor empresa constructora de hidroeléctricas del mundo, Sinohydro, que estaba intentando levantar una presa en el cauce del río Gualcarque.  Y el año pasado recibió el premio ambiental Goldman, conocido como el Nobel del Medio Ambiente, que reconocía su lucha a favor de los derechos del pueblo indígena Ienca y de la Madre Tierra.

Ahora, su voz ha sido silenciada. No así la de cientos de activistas que, como ella, todavía luchan por la tierra, por el agua y por la vida. Esperamos que, como aclamaba su hermano horas después de su muerte, miles de Bertas Cáceres más se levanten.

Viñeta: Kiko J. Sánchez
Viñeta: Kiko J. Sánchez

Autores:

kiko foto kiko nombre

linea decorativa

Me encantaría que en mi DNI pusiera que nací en Utopía. Pero caí en el continente equivocado y además ese país aún no existe. Quizá por eso me interesan las pequeñas victorias de los que siempre pierden y las historias más curiosas que suceden en el planeta. Aquí trataré de contarlas, para que otros las conozcan y por el hecho egoísta de descubrirlas. A veces también dibujo personajes deformes y tristes que pretenden ser graciosos.

Twitter Blanca Uson

Irene Lozano nombre Irene Lozano foto

linea decorativa

Llevo a mis espaldas 23 años de indecisiones. Pensaba que quería ser abogada, pero me equivoqué rellenando la solicitud. Podría ser protagonista de Crepúsculo, pero me apasiona escribir sobre temas sociales y me ficharon antes en Zero Grados. Intento entender qué es eso del Transmedia. También pongo un poco de orden al contenido de este caos.

Twitter Irene Lozano


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *