Jorge Mora: “La inteligencia artificial va a potenciar todo lo bueno y malo que tengamos los humanos”

Esther Lallana//

Jorge Mora (Zaragoza, 1983) es portadista y redactor en el Heraldo de Aragón. Su afán por contar historias le llevó a estudiar Periodismo en la Universidad de Navarra. Su entusiasmo y sus constantes ganas de aprender y reinventarse le han llevado ahora a convertirse en un experto en tecnología y a trabajar, también, en una agencia de comunicación como diseñador web.

Optimista, apasionado de la tecnología y un poco friki, como él mismo dice, el próximo 26 de abril, participará en ‘Narrativas etópicas’, una jornada sobre periodismo narrativo que celebra la primera década de Zero Grados y de Etopia, centro de Arte y Tecnología de Zaragoza.

Terminas la carrera y empiezas en el Heraldo, ¿cómo lo recuerdas?

Sí, empecé en el Heraldo y ahí sigo. Empecé en la sección de maquetación porque en la carrera descubrí que me gustaba el diseño y me di cuenta de su importancia a la hora de contar historias. Lo recuerdo como una etapa muy emocionante por la cantidad de cosas nuevas que aprendí.

Y de la maquetación pasas a la redacción digital…

Eso es. Un día el director del Heraldo me dijo: “creo que tu perfil es de Internet”. La verdad es que me puse un poco nervioso, pero enseguida vi que Internet era lo mío.

¿Cómo surgen los temas?

Pues… Como me gustaba tanto la tecnología, empecé a contactar con las principales empresas tecnológicas para proponerles probar sus productos y escribir sobre ellos. Poco a poco te van invitando a ferias, presentaciones de productos y te van proponiendo temas. Probarlos me permite no solo escribir con el anuncio que lanzan ellos, en el que todo es fantástico y maravilloso, sino sacarles pegas y proponer puntos de mejora.

 Jorge Mora

También eres portadista en la edición digital del periódico, ¿es tan importante el clickbait?

Este es un tema delicado porque los límites cada vez son más difusos. Sí que es verdad que tú como medio e incluso como redactor quieres que la gente entre a leer tu noticia. Como periodistas tenemos que hacer titulares atractivos y verídicos, que hagan que la gente entre a leer nuestras noticias, pero nunca mentir y menos prostituir la información o el titular solo por el clickbait. El equilibrio entre eso a veces resulta complicado, pero es necesario.

En 2018, comienzas una nueva etapa como diseñador web en la TroBadora, ¿cómo surge?

La TroBadora es una agencia de comunicación. Mi labor de diseñador web y diseñador digital. Me gusta mucho porque aúna el amor que tengo hacia el diseño y hacia la tecnología.

***

En su tiempo libre, Jorge Mora cuenta con su propio proyecto: Cosas con Botones. A través de sus redes sociales divulga tecnología y ciencia.

En tu vida personal, te conocen como Jorge con Botones…

(Entre risas). Sí, en mis redes sociales soy Jorge con Botones. Empecé en la pandemia porque me permitía seguir comunicando a la gente y enseñar tecnología. Es algo que me encanta.

Y ¿cómo nace este proyecto: Cosas con Botones?

Surge en el Heraldo. Me propusieron hacer una sección dirigida a ese lector más tecnológico y friki. No sabía cómo llamarla. Se le ocurrió el nombre a un gran compañero mío. Me gustó, me pareció gracioso y un poco vintage. Así nació Cosas con Botones.

 WhatsApp Image 2024-04-05 at 12.17.17 (1)

Experto en tecnología, redactor y portadista en el Heraldo y  20 minutos, diseñador web, youtuber en tus tiempos libres… ¿Realmente quién es Jorge Mora?

(Dubitativo). Esta pregunta es la más complicada de todas… Soy un compendio de todo lo que has dicho, una suma de muchos ‘Jorges Moras’. No me gustaría renunciar a ninguno de ellos. Me gusta mi faceta más de actualidad que supone ser portadista del Heraldo y también me gusta explorar la tecnología. Si hay algo que une las dos cosas, es mi afán por  comunicar.

¿Es fácil compaginar todo?

Pues… Estando muy ocupado la gran parte del día. La verdad es que no me puedo quejar, tengo mucha suerte. He sabido hacer que parte de lo que para mí significa ocio, sea parte de mi trabajo.

 ***

Jorge Mora ama la tecnología desde pequeño. Se adentró en este mundo gracias a su padre, otro gran apasionado. Recuerda los inicios del Internet, el mundo de los videojuegos y los ordenadores con mucha añoranza. “Ahora los inicios de la inteligencia artificial, la realidad virtual, la realidad aumentada… me recuerdan a mi infancia y es apasionante”, confiesa Mora.

¿Por qué no te decantaste por unos estudios con un enfoque más tecnológico?

No lo sé… La verdad es que nunca me lo plantee. Creo que cuando pensaba en tecnología lo veía más como un hobby y cuando pensaba en lo laboral, pensaba en escribir y contar historias. A veces, pienso que me encantaría estar detrás y no solo contar lo que hacen estas empresas. Estar dentro de ellas y decidir que se fabrica, como tendría que ser el producto… Sería muy chulo.

¿Todo lo que sabes, lo has aprendido de manera autodidacta?

Casi todo: con el método de la prueba y el error. La verdad es que me gusta mucho investigar y no me da pereza. Me gusta aprender a hacer algo e ir cogiendo la pericia de hacer las cosas bien, poco a poco.

Sobre la inteligencia artificial (IA), ¿a favor o en contra?

Digamos que respecto a la IA nos encontramos con tres tipos de personas: por un lado, los entusiastas, que son lo que están a favor de la IA; por otro lado, los escépticos que les parece bien, pero lo ven como algo peligroso; y por último, los luditos que están totalmente en contra. Entre estos tres perfiles, yo me encuentro entre el entusiasmo y el escepticismo. Soy muy optimista por naturaleza y lo veo como una oportunidad, es una herramienta que va a potenciar todo lo bueno y malo que tengamos los humanos.  Eso sí, detrás de la IA se necesita a un profesional que sepa lo que hace. Es importante quién lo utiliza y cómo se utiliza.

¿De qué manera nos mejora la vida la IA?

En muchos trabajos dedicamos mucho tiempo a tareas muy repetitivas que yo creo que en un futuro van a desaparecer gracias a la IA.

¿Cuáles son los mayores riesgos y retos futuros del desarrollo de la IA?

Muchísimos, hay aspectos de la IA super peligrosos. Por ejemplo, Israel ya está utilizando la IA para seleccionar sus objetivos militares. Esto es estremecedor. Una herramienta de IA puede servir para curar una enfermedad, pero también sirve para todo lo contrario, como sistematizar un método para matar gente. El problema de todo esto es la falta de regulación. Es importante hacer hincapié en la regulación, siempre vamos muy por detrás.

Un miedo que tienen muchas personas es si la inteligencia artificial puede llegar a sustituir trabajos, ¿qué opinas?

Desgraciadamente, no nos va a quitar todo el trabajo (risas). La IA va a hacer muchas cosas que hacemos ahora, pero nosotros tendremos que aprender a hacer cosas nuevas y ahí está el vértigo.

Y en la labor periodística…

Aquí no hay duda, sí. Sí que nos va a sustituir contando algunas historias, pero porque tiene la capacidad de hacerlo. Yo creo que en un futuro la IA se usará para las noticias del tiempo o noticias más banales. Lo importante es que debe indicarse que la noticia ha sido elaborada por una IA. También creo que la figura del ser humano, del profesional de comunicación, no va a desaparecer.

ChatGPT ha supuesto un antes y un después en el ámbito de la inteligencia artificial y los buscadores de información,  ¿amigo o enemigo en nuestro día a día?

Es un amigo, es una herramienta muy útil que te puede ayudar en el día a día. Se equivocan los que lo toman como un enemigo y también los que lo toman como un sustituto.

El año pasado Italia prohibió temporalmente Chat GPT, ¿crees que eso es lo correcto?

Entiendo las reticencias que hay y algunas las comparto. Es cierto que ChatGPT bebe del conocimiento del ser humano y mucho conocimiento está protegido por copyright. Tiene que haber una regulación, pero la solución no es cerrarlo.

¿Crees que las redes sociales son una buena herramienta en el trabajo periodístico?

Sí, lo son. La que más se usa es X y aunque en esta red social hay mucho insulto y mucha polarización, también puedes encontrar historias muy bonitas.

Pero también es una gran fuente de fake news…

Sí, pero me da la impresión de que son muy fáciles de detectar, ¿no? Es importante tener medios de referencia y contrastar. También creo que hay mucha gente que si la noticia falsa refuerza lo que ellos opinan, les da igual que sea una noticia falsa, y eso es una pena.

¿De qué hablarás el próximo 26 de abril en Etopia?

Mi intención es hablar de inteligencia artificial y de cómo está, afecta a nuestra profesión, el periodismo. Me gustaría quitar un poco de miedo a los más reticentes y parar los pies a los más entusiastas. Pero sobre todo, hacer conscientes a la gente de la importancia de usar bien estas herramientas.

El pasado mes de febrero se conocía la noticia de que el Ayuntamiento de Zaragoza paralizaba la  actividad cultural de Etopia. ¿Qué te pareció la noticia?

Una auténtica pena. Me parece mal todo lo que no sea favorecer, potenciar y promover la cultura, la tecnología, el arte y la ciencia.

Para terminar, ¿crees que serías capaz de vivir sin tecnología?

Uff… Sería capaz, pero me gustaría menos (risas).


Zero Grados celebra su 10º aniversario con la Jornada Narrativas Etópicas, que se celebrará el 26 de abril en Etopia. A lo largo de estas semanas, cada lunes podréis disfrutar de una entrevista a uno de nuestros ponentes en nuestra sección de la jornada. Iremos desvelando las diferentes charlas, así que estad atentos a nuestras redes sociales. ¡No os lo perdáis!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *